Presumir como un pavo

Hay veces en que notamos que hemos desperdiciado una magnífica oportunidad de callarnos. Entusiamo, pero con .
real que nos lleva a desear no bajar la guardia, pues el mal no está definitivamente vencido.

Sigue

Nunca conviene decir nunca

Sucedió en Alicante ( Hogueras de ), en un programa de radio. El tema era el éxito rotundo de la Operación Primavera. El entrevistador tenía al Inspector Jefe de la Policía que explicaba a los oyentes los pormenores de cómo había metido a todos los atracadores y cacos en vereda.
– Estamos seguros de que de ahora en adelante los Alicantinos gozarán de una mayor paz callejera, y bla, bla, bla – aseguraba, ufano, el Poli.
Lo cierto es que el programa siguiente, un diario hablado, se tuvo que retrasar por que el presentador había llegado tarde debido a que había sido atracado en la puerta de las oficinas. (Cosa que contó delante del comisario jefe, que todavía no se había ido).