Si uno quiere, puede: resolver las difultades.

Actitud constructiva

Ante los problemas hay quien reacciona quejándose (y quedándose como estaba) y hay quien es más práctico y emprende las acciones necesarias para que el objetivo se consiga. Sigue la de la vida misma…  

Un repara una locomotora para llegar a tiempo

 
.- El tiempo apremiaba y la locomotora seguía parada. Manuel Laínez, mecánico, de 23 años, no lo pensó dos veces. Si no quería perder el avión que le iba a llevar al de , decidió que lo mejor era ponerse manos a la obra y reparar el tren en el que viajaba desde Zaragoza a .

Y es que el vehículo, un "Talgo Intercity", había sufrido una colisión contra un coche que quedó atrapado en un paso a nivel en Ateca (provincia de Zaragoza), que provocó heridas a una persona y el desalojo inmediato del turismo. Pasado un rato, según informa el diario Heraldo de Aragón, la locomotora seguía detenida debido a problemas en el dispositivo eléctrico que lleva en la rueda delantera para frenar.

El maquinista hizo lo posible para repararlo, pero no tuvo éxito. Ni corto ni perezoso, Laínez se prestó a arreglar la locomotora y así poder reanudar el viaje hacia Madrid.

El accidente se produjo a las 9.00 horas, una hora después de salir desde Zaragoza, y Manuel Láinez y su , Ana María Liso, tenían que estar en el aeropuerto de Barajas a las 12.30, dos horas antes de partir el avión, mientras que el tren que les llevaba a Madrid tenía previsto llegar a la madrileña a las 11.00 horas. Los conocimientos del joven recién posibilitaron que el tren sólo tuviera una demora de 45 minutos, con lo que la joven pareja tuvo tiempo suficiente para coger su ansiado vuelo.

ANÉCDOTA EXTRAÍDA DE AQUÍ…