Luces y sombras de la globalización.

Explicación "a lo Leopoldo" de la CRISIS SUBPRIME

, 3 ago (EFE).- ha cambiado en apenas siete meses la vida de Leopoldo Abadía, un ex profesor del IESE de 75 años de edad cuyo artículo "La Ninja", que explica en un lenguaje llano y coloquial la subprime de , se ha convertido en un inesperado que ya lleva más de 165.000 visitas en la red.

Abadía, que dejó la enseñanza hace 15 años para dedicarse a la , escribió el artículo en una tarde de de enero y lo distribuyó entre sus empleados por correo electrónico. Al cabo de unos días, "la crisis ninja" era objeto de apasionados debates hasta en foros insospechados como cannabis.com o red satánica.com.

Hasta que un día, después de que el artículo llegara por otras vías a uno de sus hijos y a que, después de citarse en el blog de Nacho Giralt (Atrápalo.com), éste recibiera 7.000 visitas de golpe, Abadía, aconsejado por su , puso en marcha su propio blog, que ha recibido visitas de Japón, y hasta de Burundi.

Continúa la contribución más abajo…

Un diario electrónico le ha fichado como articulista y una editorial le ha encargado un . "Si me lo llegan a decir el 1 de enero no me lo creo", asegura a EFE este ex profesor de de Empresa, nacido en y residente en Barcelona, cuyo éxito atribuye a que "procuro no escribir nada que yo no entienda".

"LA CRISIS FINANCIERA NINJA" es un artículo (leopoldoabadia.blogspot.com) escrito en orden cronológico que explica de manera sencilla el origen de la crisis inmobiliaria de EEUU (crisis subprime) y cómo se propagó por el resto del hasta llegar a España.

El autor utiliza una caja de ahorros imaginaria, la caja de Quirico (inspirada en la localidad barcelonesa de Sant Quirze de Safaja), cuyos clientes confían su sin tener ni idea de que al otro lado del Atlántico se ofrecían "hipotecas subprime" a clientes "ninja" (no income, no jobs, no assets); o sea, sin ingresos, sin fijo y sin propiedades.

Al tiempo que describe la bola de nieve en la que se convirtieron estas hipotecas al desplomarse el mercado inmobiliario estadounidense, Abadía inserta comentarios como "la globalización tiene sus ventajas, pero también sus inconvenientes, y sus peligros. La gente de San Quirico no sabe que está corriendo un riesgo en ".

Describe también cómo el peligro de estas hipotecas no fueron detectadas a tiempo por controles como las Normas de Basilea o por las agencias de calificación de riesgo, y asegura que existe una "seria crisis de ", tanto entre los ciudadanos como entre los propios bancos, porque "nadie sabe dónde está ahora ese dinero".

Abadía, que asegura limitarse a "copiar" lo que lee en La Vanguardia, Expansión y el Times y -eso sí- "ponerlo en orden", concibió "la crisis ninja" como una entrada más en un diccionario de términos económicos que desde hace años enviaba por correo electrónico a sus compañeros de .

Pero como el artículo resultó ser más extenso de lo habitual convirtió en un anexo del diccionario y, asegura, "tuve el ‘fallo’ de enviarlo a un par de . Uno de ellos me contestó que le gustó y que se lo enviaba a otro par de …Y ahí se me fue de las manos".

Llegaron las siete mil visitas en un día que recibió el blog del empresario turístico Nacho Giralt, que "colgó" el artículo sin conocer al autor, y decidió abrir su propio blog, que administra su hijo y que ha recibido ya más de 165.000 visitas.

"Lo escribí porque iba leyendo cosas sueltas. Todo está copiado y lo único es que a veces pongo comentarios". Comentarios como "la globalización tiene sus ventajas, pero también sus inconvenientes, y sus peligros. La gente de San Quirico no sabe que está corriendo un riesgo en Estados Unidos y cuando empieza a leer que allí se dan hipotecas subprime, piensa: "¡Qué locuras hacen estos americanos!"

Preguntado sobre el alcance de la actual crisis, el ex profesor responde que "cuando la gente dice que si el crack del 29 fue mejor o peor que éste, digo que éste es peor, porque allí se hundió americana, ¿y cuánta gente de San Quirico tenías acciones en americana?: cero.

Reconoce que lo ocurrido es inesperado, "pero a la vez -subraya- para mí ha sido muy divertido" y se asombra aún del impacto de internet y de que en algunas se haya puesto de moda el término "explícamelo a lo Leopoldo".
Extraído de aquí