Chistes para contar durante una crisis

matrimonial

Esto es un que esta en la cama moribundo, y dice:
– Mariaaaaaaa vennn que tengo que decirte una cosa muy importate
– Dejame que estoy barriendo
– Vennn que es muy importanteee
– ¿ Que quieres ?
– Tengo que decirte que te he engañamdo con tu mejor amiga
– Ahí va el liiiistooo!!! ya lo sé ¿ Porque crees que te he envenenado ?

Era niño
Una mamá que esta lavando a su de 7 meses y cuando lo tiene bien enjabonado se le resbala y sale por la ventana. La señora alarga la mano, lo coge y dice:
–  "¡¡Si llega a ser niña no lo agarro!"
Vacas borrachas
Esto son dos vacas borrachas por un desierto, y una se gira y dice:
– Anda, nos hemos comido toda la hierba
Sigue la ristra de chistes absurdos

Ding-dong piro

Esto es un niño que no alcanza a tocar un timbre, y una anciana que pasa por alli le dice:
– Que timbre quieres tocar ?
– El segundo. Dice el niño. La vieja lo pulsa y dice:
– Y ahora que ?
– Ahora a correr.
económica
Un tendero en su tienda:
– Esto no puede ser no entra nunca nadie, no vendo nada, que voy hacer, no vendo nada, pero me tiro unos pedos!!.
Pensando en el otro
Pareja en un coche:
– Estas comoda, querida?
– Si, querido.
– El asiento es comodo?
– Comodisimo.
– El respaldo no es demasiado duro?
– No, es perfecto!
– Y tienes sitio para las piernas?
– Si, querido.
– Entonces querida, te importaria cambiarme el sitio?
Buscando excusas
Le dice la mujer al marido.
– ¿Sabes? Anoche, cuando dormías, me estabas insultando.
– ¿Y quién te ha dicho que dormía?
Mujer difícil cuerpo a cuerpo
 La mujer a su marido: Tú ¿ Por qué me contradices siempre en público ?
– Porque a solas no me atrevo.
Suegra gruñona
Un hombre iba de vacaciones en el automóvil con su familia. Su suegra gritaba, gritaba y gritaba. Tan insoportable era que el hombre sufría para poder conducir y se estaba poniendo nervioso, así que detiene el coche, se baja, abre el maletero y le dice a su suegra:
– "¡Está bien, venga adelante y siéntese con nosotros!"
Avión y caníbal
Esto era un caníbal que viajaba en un avión, y a la hora de almorzar, se le acerca la y le pregunta:
– ¿Le traigo la carta del menú?
– No, mejor tráigame la lista de pasajeros.