Tratar bien al personal

Decía un conocido músico de los años 70 que la vida es lo que te pasa cuando estás haciendo otros planes. Esto es, mejor es tratar bien a todos, porque nunca se sabe cómo puedes acabar las cosas. Un encargado de reparaciones y jardinero de la Escuela (EFA C.J., Tarragona) había recibido un trato excelente…
Read more

Advertisements

Haré católico a mi marido…

“Mi esposo se convirtió al catolicismo cuando yo aprendí a vivir como católica”. Poco antes de casarme, mi párroco me previno sobre las dificultades que me esperaban con un compañero que no pertenecía a mi credo. -Yo lo haré católico, dije jactanciosamente. -No se puede hacer católico a nadie, hijita mía, -me respondió. Eso esun…
Read more

Carta a un niño mongólico

Fueron solo unos instantes, los mas amargos de mi vida, pero solo fueron unos segundos. Desde entonces nunca te he negado. Sin embargo, aquel dia mi falta de coraje impidio que, cuando te cogi en brazos, te cubriera de besos. Ocurrio en la fria madrugada del 13 de febrero de 1986. A las seis y…
Read more

Es cuestión de entrenarse (desde Nigeria)

La vida es entrenamientovalor de la mortificación. Ocurrió en la Casa de Retiros de Iroto, Estado de Ogún,Nigeria. Ese ía el Gobernador del Estado de Ogún, Sam Ewang, había revisto visitar la Casa de Retiros y Centro Rural de Iroto. Aunque el plan era que aparecieran a la 1.00 pm el Gobernador y su séquito…
Read more

No cambies, que te quiero como eres.

NO CAMBIES NUNCA Mi mujer y un grupo de su parroquia habían iniciado un programa de autosuperación. Me pidió que le escribiera en un papel una lista de seis cosas que le gustaría que cambiara para ser mejor esposa. Lógicamente, se me ocurrían muchas cosas que decir (y seguro que ella también tendría cosas que…
Read more

Dinero, dinero, dinero

La escena de un niño tirado en la calle. Fermín Rodríguez, SJ Para hacer comercio, parece que el Gobierno de la China comunista da facilidades y libertad. Para la religión, es otra cosa Alrededor de la estación de Kunming vi muchos niños que llevaban carteles, en los que pedían dinero para poder pagar la inscripción…
Read more

Verónica busca ser feliz…

Una niña hacía su primera confesión. El cura le aconsejó: Si quieres ser feliz un día, estrena un par de zapatos; si quieres ser feliz una semana, mata a un cerdo. Si quieres ser feliz toda tu vida hazte monja de clausura. Y Verónica, como hacemos todos, buscó la felicidad por todos sitios: siendo guapa…
Read more