(RV).- «Este Viaje Apostólico del Papa Francisco es para animar a los fieles católicos que viven en Bosnia y Herzegovina; suscitar gérmenes de bien en esas tierras; promover la amistad, la fraternidad, el diálogo y la paz». A pocos días de la Visita del Santo Padre a Sarajevo, el Secretario del Estado Vaticano, el Cardenal Pietro Parolín, explica a los micrófonos del Centro Televisivo Vaticano los principales temas del Octavo Viaje Apostólico del Pontífice.

El Logo y el Lema

El Secretario de Estado respondiendo a las preguntas de nuestra compañera Bárbara Castelli, subrayó las principales características del Logo y del Lema del Octavo Viaje Internacional del pontificado de Francisco. «»La Paz este con ustedes». En el logo vemos una paloma, que tiene en su pico la rama de la paz; luego está la cruz, que en su interior tiene un triángulo, que hace referencia de modo estilizado a los confines de Bosnia; los colores son aquellos de la bandera de este País; y luego hay una alusión a la comunidad católica, que está compuesta en su  mayoría por croatas. Y el lema es el saludo de Jesús resucitado a sus apóstoles. El Papa va a esas tierras que Juan Pablo II definió como la «Jerusalén de Europa» como peregrino de diálogo y de paz».

El país que recibe al Papa

Asimismo, el Cardenal Parolín señaló que las condiciones actuales del País que recibirá al Pontífice están marcadas por «las consecuencias de la guerra que ha afectado a Bosnia y Herzegovina, con más de cien mil muertos y muchísimas personas que han tenido que dejar sus casas, así como tantos prófugos y refugiados». Al punto, dijo el prelado, que en algunas parroquias sólo quedan pocas familias, sobre todo ancianos. «Hoy se constata una fuerte migración, especialmente de los jóvenes a causa de la desocupación, de la falta de trabajo y de aquellos que van en búsqueda de mejores condiciones de vida. También existe una generalizada disminución demográfica, que afecta a la comunidad católica».

Convivencia pacífica

También, el Purpurado evidenció, la complejidad en la estructura de este País, que se manifiesta en la convivencia de tres etnias constitutivas: los bosniacos, los serbos y los croatas. Y partiendo de este escenario, el Secretario de Estado afirmó, que es necesario promover la convivencia pacífica. «Se necesita realizar una sustancial igualdad entre todos los ciudadanos y entre todas las clases sociales, culturales y políticas que conforman este País, de tal modo que todos se sientan ciudadanos con una identidad específica, independientemente del número. Una condición, que podrá sin duda alguna ayudar a la paz. Es naturalmente esta, con la ayuda de la Comunidad Internacional, que está presente en este País, se podrá promover las naturales aspiraciones de Bosnia y Herzegovina para integrarse en la Unión Europea. En este sentido se puede convertir en un ejemplo para tantas situaciones que hoy existen en el mundo donde no se logra conjugar y aceptar la diversidad, que se hace un motivo de conflicto y de contraste y de contraposición, en vez de riqueza recíproca».

Finalmente, el Cardenal Parolín deseo que la Visita del Papa a Sarajevo, no sólo contribuya al bien y a la mejoría en ese País, sino también que sea una invitación a todos los hombres y a todo el País para redescubrir las razones de la paz, de la reconciliación y del progreso, humano, espiritual y material.

(Renato Martinez – RV)

(from Vatican Radio)