Ciudad del Vaticano, 11 noviembre 2015(VIS).- Antes de la audiencia general, el Santo Padre ha encontrado en el estudio del aula Pablo VI al Presidente Dragan Covic, miembro croata de la Presidencia tripartita (serbia, croata y bosnia) de Bosnia-Herzegovina junto a los representantes del Comité Organizador del Estado y de la Iglesia que organizó su visita pastoral a Sarajevo el pasado 6 de junio.
”Quiero agradeceros vuestra visita -ha dicho el Papa-. Como estaba diciendo al Presidente, aun mantengo en mi corazón muchas cosas grandes y hermosas que he aprendido de vosotros: La capacidad de sufrimiento -habéis sufrido mucho-, la capacidad de perdón, o al menos de buscar el perdón, la capacidad de unirse para trabajar juntos, la capacidad de diálogo”
”Muchas gracias por estos ejemplos que dais a la humanidad. Muchas gracias. Os pido que saludéis de mi parte a vuestro pueblo, a todo el pueblo. Saludad a los otros dos Presidentes, saludad a las comunidades que profesan una religión diferente pero que se reúnen, hablan y dialogan por el bien del País. Es un servicio por el bien de vuestra patria. Y lo agradezco de corazón. Que puedan hablar entre ellos y contribuir a que la Patria siga hacia delante”.

”Saludad a vuestros jóvenes -concluyó- Recuerdo las preguntas que me hicieron. Son la promesa de vuestra patria. Muchas gracias. Y por favor, os pido que recéis por mi. Ahora pidamos a Dios, Dios de todos, Dios Padre de todos, que nos bendiga, que bendiga nuestra vida, que bendiga a nuestra patria, a nuestras familias, a nuestros hijos y al futuro de Bosnia y Herzegovina. Seguid hacia delante por este camino. Amén”.