PARA EL RICO ES MAS DIFICIL COMPARTIR CON EL POBRE, QUE PARA EL POBRE COMPARTIR CON EL RICO.


En cambio, el pobre y el rico necesitan un empujón interior para compartir.

Y los dos experimentan una gran alegría al distribuir y un tipo de congoja al no compartir…