Tenéis que cambiar… Juan vino muy bien dispuesto después de pasar la
Semana Santa del año 2009 en Roma. Se reunió con sus dos mejores
amigos para compartir sus experiencias. Quiero deciros que estos días
han sido estupendos, he pensado mucho y me he planteado muchas cosas:
tenéis que cambiar…