Un profesional del deporte que supo entender que era deportista ante todo.
Silva, humano: un valor en alza.
Silva, del Eibar, lanza fuera, ante la lesión de un rival, cuando podía marcar.

David Jiménez Silva, del Eibar, renunció a una clara ocasión de gol
el domingo contra el Lleida y envió el balón fuera de banda para que
fuese atendido un rival lesionado cuando estaba en el vértice del área,
sólo tenía al portero delante y corría el minuto 92, con 1-1 en el
marcador. Tras el empate, el equipo vasco ve reducidas sus posibilidades
de ascenso a Primera División.

«Creo que hice lo correcto», declaró el jugador canario,
internacional sub 19. «El público entenderá que jamás puedo tirar con un
rival en el suelo». Su entrenador, José Luis Mendilibar, dijo: «Tenían
que hacerle un monumento porque gente que actúe así hay poca». El
técnico del Lleida, Miguel Rubio, comentó: «Es una demostración de juego
limpio. Hay que felicitar a Silva y al Eibar».

Su gesto recuerda
al primero y famoso conocido que tuvo Pedro Zaballa el 2 de noviembre de
1969 durante un Real Madrid-Sabadell en el Bernabéu. Sacó una falta en
el minuto 58 y el portero madridista Junquera y el defensa Espíldora
chocaron y se lesionaron. El balón volvió a Zaballa, pero éste lo lanzó
fuera. El público aplaudió y el Sabadell acabó perdiendo por 1-0.El
técnico del Lleida, Miguel Rubio, también destacó la acción: «Es una
demostración de juego limpio. Hay que felicitar a Silva y al Eibar».

Extraído de aquí.