Ocho regalos gratis para quedar como el Tato

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Mi jefe es una persona verdaderamente amable: todo un caballero. El otro día me volvió a recordar que no cuesta nada ser educado: pasó una señora y simplemente le dijo: – Qué bien conjuntado el verde (llevaba un jersey verde). No veas la cara de satisfacción de la interpelada.Continúa la anécdota con un consejo múltiple……
Leer anécdota


No es fácil hacerse viejo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Oración de los mayores Cuánta humildad se necesita para envejecer con dignidad y enfrentarse con garbo a esa nueva etapa de la vida. Sigue una antológica oración… Enséñame, Señor, a envejecer Enséñame, Señor, a envejecer con dignidad como cristiano. Convénceme de que no son injustos conmigo los que me quitan responsabilidades; los que ya no piden mi opinión; los que llaman…
Leer anécdota


Dar las gracias después de obtener la petición

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Es de bien nacidos el ser agradecidos. Una madre solía rezar a las noches con una hija pequeña, de unos seis años, tres avemarías, al acostarla. Una noche la madre le dijo:– Hoy vamos a rezar una avemaría más a la Virgen para que ponga buena a la tía Marta.Rezaron esa avemaría por la tía…
Leer anécdota


La torta de pan (Agradecimento; cuento árabe)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…

AGRADECIMIENTO.- LA TORTA DE PAN ( Cuento árabe) El mendigo no quería marcharse. Era tan viejo, que su barba blanca cubría su pecho y su rostro estaba surcado de arrugas profundas. Dame un poco de pan en nombre de Dios, repetía.Pero la joven respondió otra vez. No puedo. ¿Por qué? Tu casa es pequeña y…
Leer anécdota


La gardenia blanca

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Donde la imaginación te lleve, guiada por el amor Todos los años, desde que tuve doce, alguien me enviaba anónimamente una gardenia blanca a casa en el día de mi cumpleaños. Nunca venía acompañada de una tarjeta o nota, y las llamadas a la florería resultaban inútiles porque la adquisición siempre era en efectivo. Después de un tiempo,…
Leer anécdota


Cuando sea viejo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 3,67 de 5)
Cargando…

Cuando sea viejo El día que este viejo y ya no sea el mismo, ten paciencia y compréndeme. Cuando derrame comida sobre mi camisa y olvide como atarme mis zapatos, recuerda las horas que pase enseñándote a hacer las mismas cosas. Si cuando conversas conmigo, repito y repito las mismas palabras que sabes de sobra…
Leer anécdota


EL PORTERO DEL BOTIQUÍN

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Ver en la crisis una oportunidad No había en el pueblo peor oficio que el de portero del botiquín. Pero ¿que otra cosa podría hacer aquel hombre? De hecho, nunca había aprendido a leer ni a escribir, no tenia ninguna otra actividad ni oficio. Un día se hizo cargo del botiquín un joven con inquietudes,…
Leer anécdota


Más anécdotas:
Otra forma de leer más anécdotas consiste en deslizar a la izquierda para ir a las anécdotas más recientes o deslizar a la derecha para ir a las anécdotas más antiguas.