Unos padres que mandaban demasiado…

Un musulmán es obligado a casarse con cuatro y acaba en el hospital con depresión.
Los padres que piensan tener el derecho a interpretar lo que debe dar alegría a sus hijos pueden acabar perjudicándoles. La libertad de los hijos: confiar en su inteligencia.

Obtén la historia pulsando Leer más…

17:37:18 – 01/02/2006Vocento VMT –

Un musulmán puede casarse hasta con cuatro mujeres, pero un joven que fue obligado por sus padres a casarse con las cuatro en un plazo de solo seis meses, acabó hospitalizado con problemas psicológicos.

Según publica hoy el diario saudí "Arab News", los padres, divorciados, se empeñaron en elegir para su : primero el padre impuso a una mujer de su propia familia, e inmediatamente la madre hizo lo mismo.

El padre, enfadado y decidido a mantener la influencia familiar, obligó al hijo a aceptar una tercera esposa, también de la rama paterna, y la madre, que no quiso ser menos, hizo lo propio. Todo pasó en un plazo de seis meses.
Poco después de terminar las cuatro bodas, el joven ingresó en un hospital para recibir tratamiento psicológico. Ahora se niega a ver a su padre, a su madre y a sus cuatro cónyuges.
El permite al hombre casarse con cuatro mujeres "siempre que el sea capaz de ser justo con todas ellas", lo que en algunos países se interpreta como una prohibición de hecho de la poligamia. Las uniones maritales, además, se prefieren entre familias, y la mejor esposa es una prima.