Un poema para "El santo de Barbastro"

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Ángela de Mela es una poetisa cubana. Ha publicado diversas colecciones de poemas y ha recibido diversos galardones. Así narra su encuentro con san Josemaría y la inspiración que encontró para el poema que le ha dedicado: “Conocí la Obra en España. Lo primero que llegó a mis manos fue la grabación de la emblemática…
Leer anécdota


La misericordia es el nombre de Dios

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Queridos hermanos y hermanas: Empezamos hoy un ciclo de catequesis sobre la misericordia en la Biblia con este pasaje del libro del Éxodo, en el que el Señor se llama a sí mismo: Dios compasivo y misericordioso, lento a la ira y rico en clemencia y lealtad. Es misericordioso, tiene literalmente entrañas de misericordia, se…
Leer anécdota


LOS NUEVOS POBRES Y EL REGALAZO (NAVIDAD 2010)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Anecdonet es la historia de dos amigos que se dieron cuenta de la necesidad de encontrar maneras de expresar ideas abstractas. Como hacía Jesucristo, con una parábola, una historieta o más propiamente, con una anécdota con intención. Pensamos en que nuestra contribución era hacer el mayor bien posible sin cobrar un céntimo. Y eso era…
Leer anécdota


MÁXIMAS O MÍNIMAS según se mire… (relativismo)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

MÁXIMAS O MÍNIMAS según se mire… Por Vicente Blat        Una mesa vacía    Una bodega sin barricas    Una jarra sin buen vino    Una gitana sin flores    Una flor sin ojal Continúa la ristra de máximas o mínimas…     Una rosa sin color  Una jota sin cantor  Una guitarra sin cuerdas…
Leer anécdota


La sinceridad de Timoclea con Alejandro Magno (Sinceridad, Valentía)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Exigir sinceridad y respetar al sinceroNo podemos abofetear al sincero. Es parte del código de honor. Si exigimos sinceridad y luego la castigamos con todo rigor ¿quién será sincero de nuevo?La sinceridad debe llevar premio siempre, como lo lleva incluso en la justicia: el que confiesa su delito, tiene atenuación de pena… La anécdota de…
Leer anécdota