Sexuales

El orgullo de sentirse como Dios

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (11 votos, media: 3,55 de 5)
Cargando…

Los videojuegos estimulan la imaginación con situaciones ideales, en las que el individuo juega a ser “dios”…Lo que está mal en la vida corriente, es malo en la ficción. Sigue en Leer más… TRIUNFAN ENTRE EL PÚBLICO FEMENINOÉxito de los […]


El Silencio Culpable

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando…

El silencio culpable  Sr. Director: Desde la publicación de la Ley del Aborto en 1985, con la que se instituyó en España la cultura de la muerte, se han llevado a cabo más de un millón de abortos (asesinatos de […]


Dos años de la muerte de Juan Pablo II

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (31 votos, media: 3,55 de 5)
Cargando…

Tributo a Juan Pablo II: el Papa de nuestra generación… El mendigo que confesó a Juan Pablo II Hace un tiempo, en el programa de televisión de la Madre Angélica en Estados Unidos (EWTN), relataron un episodio poco conocido de la vida Juan Pablo II. […]


La gran mentira detrás del condón

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (7 votos, media: 4,57 de 5)
Cargando…

Detrás de la interminable campaña abortista hay muchas verdades y una enorme MENTIRA. Detrás de ella, como en una ristra de longanizas, se arrastran, la mayor parte de los problemas de falta de autoridad, la mayoría de los problemas de amor entre los casados y de los que, sin casarse, conviven… Lee más, […]


Lo que uno se jugó por no ser puntual

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando…

La Confesión versus el SicólogoTodo el mundo sabe que la Confesión es uno de los secretos mejor guardados que existen, más que el de la Cocacola. Que hay sacerdotes que han muerto antes de revelar cualquier detalle de la confesión… […]


Hablando de género

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…

Diferenciación de género– Macagüeeeen!, hay que ver como es esta juventud, mire a ése, ¿podría usted decirme si es un tío o una tía?– Pues es una chica.– ¿Y usted como lo sabe?– Porque es mi hija.– Uy, ¡perdón! ¡No […]