Lo que me enseñó una rosa roja

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (11 votos, promedio: 3,64 de 5)
Cargando…

Aquel día caminaba por la calle. Observé cómo unas nubes oscuras se juntaban en el cielo, y vi luego cómo la lluvia empezó a caer; rápidamente busqué refugio, al mismo tiempo que la suave lluvia se convertía poco a poco en tormenta. Encontré refugio bajo una cornisa, a la entrada de una casa, en el…
Leer anécdota


La abuelita sabía cómo hacer una mujer…

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (19 votos, promedio: 4,58 de 5)
Cargando…

Mi Querida Nieta: ¡Que rápido pasa el tiempo! Me parece que fue sólo ayer cuando cantaba canciones de cuna para hacerte dormir. Aún recuerdo cuando me buscabas ansiosa para que te contara o leyera algunos cuentos de hadas. Hoy ya eres toda una mujer y tienes tu propio hogar. Ahora eres tú la madre y…
Leer anécdota


Prometer algo que se pueda cumplir

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando…

La leyenda de Sessa Para demostrar a sus contemporáneos que un monarca, por muy poderoso que fuese, no es nada sin sus vasallos, un bramán hindú llamado Sessa inventó un día el juego del ajedrez (hace ya bastantes siglos). Cuando presentaron dicho juego al rey de las Indias, éste quedó tan maravillado por su ingenio…
Leer anécdota


Ser madre y gata a la vez

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

La gata tenía dos gatitos pequeños que estaban empezando a comer. Un día, mi padre observó que traía en la boca algo que parecía un animal, pero se trataba de un animal muy raro porque por un lado se veían plumas y por el otro un rabo largo desprovisto de plumas. La gata llegó, soltó…
Leer anécdota


Aceptarse sin admirarse

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

¿CÓMO CRECER?   Un rey fue hasta su jardín y descubrió que sus árboles, arbustos y flores se estaban muriendo. El Roble le dijo que se moría porque no podía ser tan alto como el Pino. Volviéndose al Pino, lo halló caído porque no podía dar uvas como la Vid. Y la Vid se moría…
Leer anécdota


Lo que un rey aprendió de un mago sobre la muerte

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (8 votos, promedio: 4,38 de 5)
Cargando…

EL TEMIDO ENEMIGO Había una vez, en un reino muy lejano y perdido, un rey al que le gustaba sentirse poderoso. Su deseo de poder no se satisfacía sólo con tenerlo, él, necesitaba además, que todos lo admiraran por ser poderoso, así como la madrastra de Blanca Nieves no tenía bastante con verse bella, también…
Leer anécdota


El burro: ande yo caliente y ríase la gente

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

He aquí una historia en la que se extrae que hagas lo que hagas siempre habrá quien te critique, quien hable mal de ti y será imposible encontrar que todos estén conforme con tus actitudes… Había una vez, hace muchos años, un matrimonio con un hijo de doce años y un burro. Decidieron viajar, trabajar…
Leer anécdota


El Gigante Egoísta (Óscar Wilde)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (16 votos, promedio: 4,50 de 5)
Cargando…

Oscar Wilde ( Irlanda: 1854-1900), El gigante egoísta Cada tarde, a la salida de la escuela, los niños se iban a jugar al jardín del Gigante. Era un jardín amplio y hermoso, con arbustos de flores y cubierto de césped verde y suave. Por aquí y por allá, entre la hierba, se abrían flores luminosas…
Leer anécdota


Más anécdotas:
Otra forma de leer más anécdotas consiste en deslizar a la izquierda para ir a las anécdotas más recientes o deslizar a la derecha para ir a las anécdotas más antiguas.