Frecuencia

El caso de la White Chapel (W.C.)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (35 votos, media: 4,23 de 5)
Cargando…

Los mensajes son para los que los pueden escuchar. Hablar claramente y de las mismas cosas: COMUNICAR. En cierta ocasión una familia inglesa, pasaba unas vacaciones en Escocia, y en uno de sus paseos, observaron una casita de campo que […]


Siempre quise ser buen padre

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (8 votos, media: 4,38 de 5)
Cargando…

¿Cómo puedo ser un buen padre o madre?No existe una sóla forma correcta de criar niños. Y tampoco existe el padre o el hijo perfecto. Pero aquí hay algunas pautas para ayudar a que sus niños crezcan sanos y felices. […]


Sacrificio de cuaresma y no-sacrificio no-de-cuaresma

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (15 votos, media: 3,73 de 5)
Cargando…

La cuaresma nos lleva a privaciones por el bien del alma. A tratar al cuerpo con rigor para que sea el alma el auriga y que no sea éste el que controle. Y hay gente que utiliza el castigo corporal […]


Pintadas o graffittis curiosos

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (17 votos, media: 4,76 de 5)
Cargando…

Son éstas frases entresacadas de pintadas, pensadores y cómicos; todas tienen un tinte social (tipo: «El país estaba al borde del abismo y con EL NUEVO PRESIDENTE hemos dado un paso adelante.» o «Si no puedes convencerlos, confúndelos.» (Enseñanza de […]


Mago de Oz en casa (la que te viene encima)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (11 votos, media: 4,36 de 5)
Cargando…

Música destructiva a saco…La música que oyen los hijos es responsabilidad de ellos, pero esencialmente de sus padres.Hay muchos conjuntos de moda que tienen letras destructivas. Intentemos no ir a por lo peor y, a la vez a por algo […]


La súper-suegra al ataque…

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 4,67 de 5)
Cargando…

La súper-suegraOyes con frecuencia que se separa gente que lleva poco tiempo casada. Los hijos sufren lo indecible y también las personas, cuando se dan cuenta de que su posición gallarda (de «aquí estoy yo») es en realidad un estruendoso […]